El Fluminense defenderá su liderato en casa ante el irregular Náutico

El Fluminense, líder del Campeonato Brasileño, defenderá mañana su posición de honor ante un irregular Náutico, con la ventaja de jugar en casa y de contar con el regreso del mundialista Deco, que se recuperó de una lesión.

El club tricolor de Río de Janeiro confía en una victoria el sábado en su partido de la vigésima sexta jornada de la Liga para mantenerse en el liderato y hasta aumentar la ventaja sobre el Atlético Mineiro, el segundo en la clasificación y único con posibilidades de arrebatarle el primer puesto.

El Mineiro, el equipo del campeón mundial Ronaldinho Gaúcho y que, con 51 puntos, está a dos del Fluminense, tendrá un difícil compromiso en casa ante el Gremio, el tercero en la clasificación (48 puntos) y que viene acercándose peligrosamente a los punteros.

Además de medirse a un Náutico que está en la duodécima posición de la clasificación y sobre el que tiene una ventaja de 22 puntos, al Fluminense lo favorece el enfrentamiento entre sus dos inmediatos perseguidores y no oculta su deseo de una victoria del Gremio o un empate.

"No estamos pensando en lo que puede ocurrir en el partido del Atlético Mineiro y el Gremio. Estamos concentrados en nuestro compromiso con el Náutico. Tenemos que hacer nuestra parte y conquistar los dos puntos. Somos líderes por nuestros resultados y no por lo que hagan los demás", afirmó el zaguero Gum.

"El momento exige que nos concentremos en nuestro partido. El Atlético y el Gremio son dos grandes equipos y con seguridad tienen condiciones de luchar por el título, así como el Fluminense. Tenemos que olvidarnos de ellos y garantizar nuestra victoria", agregó el zaguero Jean.

El Fluminense podrá contar mañana con dos importantes refuerzos, el portugués de origen brasileño Deco, que regresa al equipo tras recuperarse de una lesión muscular en la pierna izquierda, y el volante Wagner, que superó una lesión en el tobillo izquierdo.

El club tricolor también podrá alinear a su delantero Fred, que lidera con Luiz Fabiano la tabla de goleadores y no disputó el partido del pasado domingo porque tuvo que cumplir una jornada de suspensión.

Otra ventaja del Fluminense es que Cuca, el técnico del Atlético Mineiro, no podrá alinear frente al Gremio a sus laterales Marcos Rocha y Júnior César, que tienen que cumplir una jornada de suspensión, ni al delantero Jó, que se lesionó.

Mundo Deportivo